Luna Llena de Leo y Eclipse Lunar | Viaje Interior por Karin Ostertag

Luna Llena de Leo y Eclipse Lunar

Para entender en profundidad el proceso completo que está culminando con esta próxima Luna Llena del 27 de julio, necesitamos partir desde el origen. Es decir, del 15 de febrero de este año, cuando tuvimos esa potente Luna Nueva en Acuario. En aquella oportunidad, esa Luna Nueva cayó a 27º de Acuario en una estrecha conjunción con Mercurio, en sextil con Urano, aún en Aries, y en cuadratura con Júpiter en Escorpión.

Vayamos por parte. Sabemos que toda Luna Nueva marca el inicio de un ciclo, y con él, la oportunidad para definir nuevos propósitos que desplegaremos de ahí en adelante hasta verlos manifestados seis meses después cuando la Luna Llena vuelva a estar en el signo donde se inició el ciclo.

 

EL ORIGEN: Luna Nueva del 15 de Febrero, 2018

Como dije antes, en aquella oportunidad, el Sol, la Luna y Mercurio formaron una estrecha conjunción en Acuario, anunciándonos que se iniciaba un ciclo de importantes cambios y liberaciones (Acuario) en nuestra mentalidad y forma de pensar (Mercurio) sobre nuestra realidad. Esa Luna Nueva, anticipó el inicio de significativas alteraciones en nuestros procesos mentales, cambios en nuestras opiniones o enfoques para entender nuestra realidad, variaciones en la forma de comunicarnos, etc.

Por supuesto que para aprovechar bien esta información, será necesario un breve ejercicio de memoria para recordar en qué estábamos alrededor del 15 de febrero y qué pensamientos rondaban nuestra mente entonces para, de ahí, tomar la hebra y seguirla hasta el tiempo presente, además de saber en qué área de nuestra carta se dio esa fase.

En esa Luna Nueva, el planeta que quedó destacado fue Mercurio, dejando claro que el ciclo avisaba que era tiempo de empezar a pensar distinto, tener ideas innovadoras, cambiar de opinión, ser pensadores independientes, concebir nuestra realidad de manera más libre, atreverse a pensar fuera de la caja, etc. Esto quedó reforzado por ese sextil a Urano, aún en Aries, anunciando que sería una experiencia en plena sintonía con lo que internamente sentíamos de debíamos o queríamos vivir y que, además, buscaríamos que dicha experiencia tuviera un resultado provechoso para nuestros nuevos propósitos. Es decir, el ciclo gritaba “libera tu mente”, “cambia tus opiniones”, “prueba otras formas de comunicarte”!

Ahora bien, la cuadratura a Júpiter en Escorpión, avisaba que ese urgente cambio de mentalidad era en respuesta a una profunda dificultad para encontrarle el verdadero sentido a nuestra vida e interacciones. Se hacía inminente una búsqueda que, como requisito básico, debía descansar en ese cambio de pensamiento y criterio, porque las respuestas estaban profundamente enterradas en antiguos patrones emocionales o familiares que debían ser llevados a la luz de la consciencia para poder transformarlos. Este proceso es el encargado de responder a todos esos “por qué” y “para qué” que representa Júpiter, sin embargo, la cuadratura indicó que se requeriría el ejercicio consciente de nuestra voluntad para llevarlo a cabo y aprovecharlo.

 

EL PRESENTE: Luna Llena del 27 de Julio, 2018

Ahora, seis meses después, habiendo tenido tiempo para trabajar e ir integrando nuestra intención de febrero, nos enfrentamos con lo que representa una Luna Llena, es decir, la culminación (exitosa o no) y la manifestación final de aquél propósito inicial. Ahora, veremos expuesto en nuestra realidad personal el resultado de los cambios de mentalidad, las ideas innovadoras, las liberaciones de pensamiento, etc. que nos permitimos incorporar, según el estilo de Acuario, para encontrarnos, frente a frente, con esta Luna Llena en conjunción casi exacta con Marte a 4º de Acuario.

Repasando en perspectiva este particular ciclo lunar, veremos que la Luna se encontró con Mercurio en su fase inicial (Luna Nueva) y ahora se encuentra con Marte en su fase medular (Luna Llena), dejando muy claro el mensaje que tiene para nosotros: debemos pasar de pensar diferente (Mercurio en Acuario) a actuar diferente (Marte en Acuario). Porque un cambio en nuestra manera de discernir la realidad, sólo puede producir una evolución en la forma cómo actuamos y hacia dónde nos dirigimos. Así y todo, aún tendremos un mes más (hasta el 28 de agosto), para seguir evaluando ese cambio de actitud y el tipo de nuevas decisiones que nos hace sentido empezar a tomar en nuestra vida, ya que Marte aún estará retrógrado hasta entonces, dándonos la oportunidad para seguir revisando y reevaluando cómo hemos actuado hasta ahora y qué cambios nos conviene adoptar en adelante.

Para este 27 de agosto, esta combinación de energías (Luna-Marte en Acuario) nos mostrará qué es lo que ya hemos trabajado o aún nos falta integrar, según la casa donde se de esta fase en nuestra carta, ya que Marte nos habla de lo necesario de ser valientes, decididos, luchadores y estar dispuestos a ir por delante sin esperar la guía de nadie, si queremos crear una realidad más acorde a lo que deseamos o sabemos que nos merecemos.

Sin embargo, en esta oportunidad, esta Luna Llena con Marte formará una cuadratura a Urano, ahora en Tauro, y mantendrá la cuadratura con Júpiter. Sugiriendo que podemos estar topando con evidentes resistencias para completar estos cambios y liberaciones: Urano en Tauro nos recuerda lo desafiante que es bajar a tierra los ideales, especialmente si son nuevos para nosotros y no conocemos el camino que debemos recorrer para manifestarlos, exigiéndonos más paciencia, perseverancia y acciones concretas (menos abstracciones), además de lo importante de evitar actitudes cómodas o demasiado estructuradas, porque ningún cambio es posible desde esa postura. Por su parte, Júpiter aún se estará debatiendo en esa búsqueda del sentido que tienen todos estos cambios y esfuerzos que no sólo nos exigen ser honestos sino generosos con nosotros mismos para comenzar a ver esos “por qué” y “par qué” que aún debemos descubrir…

Sólo ese amable y sanador sextil con Quirón en Aries, trae alivio a este importante proceso que moviliza esta Luna Llena, ya que Quirón estará aportando la energía de Aries que se está restableciendo, ganando fuerza y habilidad para actuar con la sabiduría que requiere esta fase: la acción prudente, la fuerza justa, la lucha oportuna, etc.

Todo esto sin mencionar que además esta Luna Llena con Marte se dará en conjunción con el Nodo Sur en Acuario, sacando a la luz comportamientos o decisiones que nacen de rabias, rebeldías y tensiones del pasado (pasado de esta vida o de encarnaciones pasadas), y que aún deben ser reconocidas, trabajadas y liberadas, para que podamos actuar desde una real independencia y no desde actitudes reactivas que nos mantienen repitiendo patrones innecesarios para la nueva realidad que tenemos oportunidad de crear ahora.

Para finalizar, un factor importante en esta fase de Luna Llena, es el Sol en Leo opuesto a esta Luna-Marte, recordándonos que para llegar a ser quiénes somos, manifestar nuestra verdadera esencia y seguir evolucionando, sí o sí, tenemos que atrevernos a buscar nuevas formas para expresarnos, concedernos libertad para buscar nuestro propio estilo y disfrutar del proceso de realizarnos como el individuo que por derecho nos corresponde ser. Que nuestra esencia ahora debe brillar, pero usando nuevos caminos y concediéndonos libertad para redescubrirnos. Reconocer que somos el centro creador (Leo) de nuestra realidad, y desde ahí descubrir lo diferente y únicos (Acuario) que somos!

Comentarios

comentarios